viernes, 31 de agosto de 2012

EE.UU:SALE A LA VENTA EL LIBRO "NO EASY DAY" sobre el asesinato de Osama Bin Laden-Gracias a las mentiras del Pentágono, es best seller antes de nacer

Si el Pentágono hubiese contado la verdad de la muerte de Osama Bin Laden, No Easy Day no tendría destino de best seller. Los gobiernos deben aprender que los secretos de Estado no existen, o que cada día es más difícil mantener en la ignorancia a los ciudadanos.


Las 336 páginas de No Easy Day, libro sobre el asesinato de Osama Bin Laden escrito por uno de los militares que participó en la operación, es best seller en USA días antes de su llegada a las liberías: hay una avalancha de reservas por adelantado, y entonces desplazó a la novela erótica "Las 50 sombras del gris", de la británica Erika Leonard.
Según el relato oficial, Bin Laden fue muerto cuando, al toparse con los soldados que ingresaban a su bunker, volvió al dormitorio a buscar armas.

Pero Matt Bissonnette, quien estuvo en la escena y escribió bajo el seudónimo de Mark Owen el libro “No Easy Day”, todo fue bien diferente.

Según el relato, Bissonette estaba detrás del primer soldado que ingresó a la escalera que conducía a los dormitorios. Él afirma que escuchó 2 disparos, pero no explica de quién fueron.

El soldado que lo precedía, le dijo que había visto a un hombre asomarse por una puerta en el pasillo. Al llegar a la puerta, el hombre yacía tendido en medio de un charco de sangre y 2 mujeres sollozaban junto al cuerpo.

Empujaron a las mujeres y reconocieron a Bin Laden. De acuerdo a su testimonio, todavía se movía, y le dispararon varias veces hasta que se inmovilizó. Al revisar el cuarto encontraron 1 rifle AK-47 y 1 pistola Makarov, ambas descargadas. Bin Laden "ni siquiera se había preparado para defenderse", sostiene el libro.

Según la versión oficial, los SEAL encontraron resistencia de los protectores de Bin Laden y cuando llegaron a la habitación en la que estaba el exlíder de Al Qaeda éste hizo un gesto para alcanzar un arma, por lo que lo mataron. La Casa Blanca sostiene que hubo un fuego cruzado durante 40 minutos en el interior del complejo de Bin Laden.
Bissonnette asegura en el libro que él y sus colegas se burlaron de la versión oficial del "tiroteo de 40 minutos".

La Casa Blanca también aseguró en su día que Bin Laden usó al menos a una de sus mujeres como escudo, sugiriendo que se escondió tras una de ellas mientras oponía resistencia a los SEAL.

Bissonnette dice, por ejemplo, que aunque Obama se reunió con los soldados a su regreso a Estados Unidos nunca cumplió la promesa de invitarlos a una cerveza en la Casa Blanca. Los soldados, que ya no simpatizaban con el Presidente, comentan que nunca creyeron en las promesas de Obama, ni antes ni después de su elección.

El libro se publica en días electorales en USA.

El Pentágono informó a la opinión pública que los restos del líder de Al Qaeda, fueron tratados con ritos de entierro islámicos y arrojados al mar.

Pero No Easy Day afirma que el cuerpo fue trasladado en un helicóptero tan angosto que uno de los soldados viajó sentado sobre el pecho del cuerpo del musulmán, hasta el momento en que lo arrojaron sin más al océano.

El Pentágono acusó al ex marine de incumplir el compromiso de confidencialidad que había firmado:

"A juicio del Departamento de Defensa, ha habido un incumplimiento sustancial y una violación de los acuerdos de no revelación que usted ha firmado", según la intimiación del máximo representante legal del Pentágono, Jeh Charles Johnson, a "Mark Owen", seudónimo del exoficial de la unidad de élite Navy Seal de la Marina estadounidense, Matt Bissonnette.

El Departamento de Defensa le informó que está considerando acciones legales contra el ex marine, quien se retiró en 2011, y escribió el libro, que saldrá a la venta el 04/09 pero del que ya se han adelantado extractos en la prensa.

En la carta el Pentágono también advierte de que la publicación del libro "agravará el incumplimiento y la violación" de los acuerdos firmados por el ex marine.

"Consideramos que (esta carta) habla por sí misma, no tenemos nada que añadir en este momento", señaló el teniente coronel Steve Warren.
La intimación le recuerda al ex marine que entre sus obligaciones estaba "nunca divulgar información clasificada, un compromiso que continúa en vigor incluso después de dejar los marines".

La casa editorial, Penguin, había programado el lanzamiento de la primera edición con 300.000 ejemplares para el 11/09, cuando se cumplen 11 años de los ataques terroristas en USA tramados por Bin Laden, pero ante la demanda adelantó la distribución 1 semana.

Bissonnette, de 36 años y quien se retiró el año pasado, tiene cientos de operaciones en su hoja de servicio, 5 Estrellas de Bronce (por valor) y una condecoración Corazón Púrpura (por heridas en combate).
El título, traducido al español es "No es un día fácil", referencia a una expresión en el argot de los SEAL según la cual "el único día fácil fue ayer".

El Gobierno de USA ha sido muy severo a la hora de incautar las ganancias de los autores que han revelado información secreta.
Bissonnette ha dicho que buena parte de las recaudaciones se destinarán a ayudar a las familias de SEAL muertos.

"El libro no va sobre mí, es la historia de cientos de estadounidenses que pasaron durante años haciendo trabajo de inteligencia, planificación y capacitación de los SEALs. (...) Yo sólo me encargué de los últimos 40 minutos", dijo.

Según explicó, para la operación se construyó una réplica real del complejo donde Bin Laden se encontraba escondido, y practicaron la operación. Inclusive hubo un "ensayo general" para los altos mandos, entre ellos el Jefe del Estado Mayor Conjunto, el almirante Mike Mullen; y el almirante Eric Olsen, Jefe del Comando de Operaciones Especiales.
Preguntado por qué sintió en aquel momento, Owen se limitó a decir que "no fue nada nuevo".

"Era nuevo para todas aquellas personas importantes sentados allí mirando. Una de las cosas que más me gusta recordar es cuando, después de la operación, el almirante Mullen vino y habló con cada uno de nosotros, y luego lo hizo el Almirante Olsen", confesó.

"Mi preocupación desde el principio es que se vea como un tema político. Este libro no es político de ningún modo. (...) Y específicamente elegí el 11 de septiembre para mantenerlo fuera de la política", dijo Owen.


fuente: urgente24.com