domingo, 31 de julio de 2011

VENEZUELA: Ciudadanos de Angostura temen expropiación del Museo Jesús Soto


Carolina Maffia
Foto Armando Rivas


A varias semanas de intervenido, nada ha cambiado en el Museo Jesús Soto

A varias semanas de la intervención del Museo de Arte Moderno Jesús Soto, y aún siendo incierta la situación que rodea a esos espacios, los Ciudadanos de Angostura manifestaron este sábado su preocupación por el sombrío panorama que existe sobre esa institución dedicada al arte y la cultura.


Arturo Briceño, Teresa Coraspe, Víctor Medina, Sobella Loreto y Nalúa Silva Monterrey, miembros de esta organización angostureña, decidieron expresar sus inquietudes, y plantearon sus temores ante cualquier intento de expropiación como ha ocurrido con otros espacios.



“El Museo Jesús Soto es patrimonio de Ciudad Bolívar, creado por el amor de Jesús Soto hacia su ciudad natal”, comentaron, al tiempo que recordaron la generosidad de los descendientes del fallecido artista de compartir con esta ciudad su patrimonio artístico. Consideraron que la familia y la Gobernación deben buscar una solución acorde a las expectativas de esta urbe en la que, reconociendo los derechos de los descendientes del maestro del cinetismo, se procure el bienestar de la institución museística como patrimonio invaluable de esta tierra.


Apoyo a Inatti-


Los Ciudadanos de Angostura, por otra parte, rechazaron los señalamientos donde se pretende dañar la honorabilidad de un hombre como Alfredo Inatti, quien por años estuvo al frente de la dirección del museo.



Añaden que los hechos dolosos, en lo que se pretende involucrar a Inatti, miembro de esta organización, “dan mucho que pensar”.


Destacaron en primer lugar que existen muchas interrogantes que no han sido aclaradas, como el hecho de que si existían irregularidades en la dirección del Museo por parte de Inatti ¿por qué no se señalaron antes, sino en el momento en el que fue destituida de su cargo la directora del museo por parte de la Fundación Soto? Esto sólo tuvo como respuesta la intervención del museo por una comisión encabezada, precisamente por el secretario general de Gobierno, padre de la destituida, y que tocó, además, de manera sorprendente al presidente de la fundación quien fue “suspendido de su cargo”. Asimismo, señalaron que no existen pruebas de las piezas que supuestamente se sacaron del museo.


fuente:
http://www.correodelcaroni.com/
31 de Julio 2011