martes, 10 de abril de 2012

LUTO EN EE.UU.(U.S.A.) Mike Wallace, conductor de "60 Minutes", muere a los 93 años



AP

Wallace falleció el sábado por la noche, informó el vocero de la cadena CBS Kevin Tedesco. En el programa "Face the Nation", de CBS, el conductor Bob Schieffer indicó que Wallace murió en una unidad de atención médica en New Canaan, Connecticut, donde vivió durante los últimos años.






Nueva York,

Estados Unidos

Mike Wallace, el obstinado y despiadado reportero y entrevistador que encaró a políticos, celebridades y otras figuras públicas a lo largo de una carrera de 60 años marcada por confrontaciones al aire que ayudaron a hacer de "60 Minutes" el programa de noticias más exitoso en la historia de la televisión, murió. Tenía 93 años.

Wallace falleció el sábado por la noche, informó el vocero de la cadena CBS Kevin Tedesco. En el programa "Face the Nation", de CBS, el conductor Bob Schieffer indicó que Wallace murió en una unidad de atención médica en New Canaan, Connecticut, donde vivió durante los últimos años.

Hasta que bajó el ritmo tras una cirugía de corazón cerca de su 90mo cumpleaños en 2008, Wallace siguió cubriendo noticias, realizando entrevistas para "60 Minutes" con personalidades como Jack Kevorkian y Roger Clemens.

Al anunciar su retiro como corresponsal permanente en marzo de 2006, el emblemático conductor de la CBS prometió seguir haciendo reportajes ocasionalmente.

En ese entonces, dijo que desde hacía mucho tiempo había prometido retirarse "cuando mis dedos gordos del pie se levantaran" y "están empezando a doblarse un poco... Me está siendo evidente que mis ojos y orejas, entre otros accesorios, ya no son lo que solían ser".

Entre sus últimas contribuciones como periodista tras retirarse como reportero de tiempo completo de "60 Minutes" se encuentra el perfil que en mayo de 2007 realizó sobre Mitt Romney, el aspirante a la candidatura del Partido Republicano a la presidencia de Estados Unidos, y una entrevista a Kevorkian, el médico que ayudó a pacientes a suicidarse, que salió de prisión en junio de 2007 y falleció el 3 de junio de 2011 a los 83 años.

En diciembre de 2007, Wallace realizó la primera entrevista concedida por Clemens luego que el abridor estrella fue implicado en el reporte del ex senador George Mitchell sobre el uso de sustancias prohibidas para mejorar el rendimiento entre beisbolistas.

La entrevista, en la que Clemens sostuvo su inocencia, fue transmitida a principios de enero de 2008.

Se casó en cuatro ocasiones. En 1986, se casó con Mary Yates Wallace, la viuda de su amigo y colega, Ted Yates, que había fallecido en 1967. Además de su esposa, a Wallace le sobreviven su hijo Chris, su hijastra Pauline Dora y su hijastro Eames Yates.

FUENTE: http://www.elheraldo.hn/Secciones-Principales/Mundo/Mike-Wallace-conductor-de-60-Minutes-muere-a-los-93-anos


Mike Wallace: La estrella del

programa de entrevistas

'60 Minutos' falleció a los 93 años.

"Wallace ayudó a democratizar el Paraguay"


POR RICARDO CABALLERO AQUINO

ASUNCIÓN (ABC Color). La gran ventaja de los pueblos es que no hay peor sordo que quien no deja hablar. De haber escuchado a quienes lo rodeaban, Alfredo Stroessner nunca hubiera clausurado ABC Color justo el año en que cumplía 30 años ininterrumpidos a cargo del circo. Los editores de periódicos tienen una comprobada fascinación con los aniversarios redondos, de modo que cuando llegó su gobierno a la prescripción treintenaria, Stroessner se hubiera quedado en el molde porque atención de la prensa mundial iba a tener forzosamente.

La cadena televisiva CBS, por entonces líder indiscutido en noticias, decide comisionar a Paraguay a su entrevistador más fiera, el legendario Mike Wallace del show televisivo 60 Minutos, quien ayer apaciblemente falleció a la senecta edad de 93.

Mike Wallace era el Atila el Huno de dictadores, déspotas, sátrapas y afines. Tenía en su haber fogosas batallas verbales con el Shah de Irán, el Ayatollah Khomeini, Tachito Somoza, entre otros. Ahora le tocaba Stroessner. Fidel Castro nunca aceptó hablar con él.

Se cruzan entonces el hambre con las ganas de comer. Cerrado el diario, los opositores más irredentos carecíamos todavía de empleo en ese agosto de 1984. Los productores de CBS me entrevistan para sonsacarme información y luego, al atisbar mi situación financiera, me ofrecen ser el intérprete del Señor Wallace. Me tomó tiempo aceptar la oferta, alrededor de treinta y dos segundos. Era la fantasía de un sueño diurno. En mis años universitarios en Illinois, veía 60 Minutos con la fidelidad que los brasileños miran la telenovela de la rede O Globo a las 9 de la noche.

Wallace tenía esa gran ventaja de muchos hombres en la TV, la imagen resultante le hace parecer más joven. Era una delicia trabajar con él, de inteligencia privilegiada, y agudo sentido de humor. En la cena de bienvenida en el Talleyrand le dijimos que Stroessner hizo colocar micrófonos en la araña lumínica y cada vez que decía algo crítico, se paraba y apuntaba a la misma con saludos para “Alfreido”.

El presidente no quería hablar con él y, apesadumbrado, ya tenían todo listo para el aeropuerto cuando viene la orden para ir al Palacio a hablar con el General. Mi nombre es vetado como intérprete y lo llaman a Llollo Loizaga, pero finalmente acuerdan en que Frank Samson tendría el honor.

Wallace me dio algunas guías de su estilo tan peculiar. Había que entrar arrasando, sin tomar prisioneros.

“Señor Presidente, ayer lo vi inaugurando barcazas en el Chaco y me pregunté, ¿es este el asesino, el dictador, el tirano que oprime a su pueblo...?”. El General se para en su escritorio “son todas mentiras, todas mentiras...”, dice con convicción y la voz de Samson indica un episodio en la escala de Richter.

La nota sobre Stroessner fue televisada el domingo 5 de enero de 1985 y fue otro paso en el vía crucis final del estronaje, totalmente carente de credibilidad internacional. Con solo hacer su trabajo bien, Wallace ayudó a democratizar el Paraguay.

Mis finanzas no sufrieron mejora alguna con su presencia en Asunción. Como también fui entrevistado para el programa me avisaron que no me podían pagar porque sería conflicto de interés. Estábamos tan hartos de la dictadura que no me importó. De cualquier manera, Mike Wallace ya habrá llegado al lugar donde van los buenos periodistas cuando las cámaras se apagan.
----

* Diplomático y profesor universitario, ex periodista de ABC Color.


fuente: NOTICIAS 24.COM