sábado, 7 de septiembre de 2013

ARGENTINA: 6 SETIEMBRE 1930. El presidente Hipólito Yrigoyen es derrocado por un golpe cívico-militar.



LA RESTAURACION CONSERVADORA

El 6 de Setiembre, se cumple un nuevo aniversario del primer golpe de estado llevado a cabo en nuestro país, cuyo fin fue retornar a la etapa del fraude y de la exclusión política. Los golpistas amparados en la crisis mundial del año 1929, que también afectó a la Argentina, comenzarán a realizar permanentes conspiraciones contra el orden constitucional. En este sentido, una campaña de desprestigio contra el presidente constitucional se iniciará en todo el país.

Para llevar delante con mayor eficiencia esta acción golpista, se unirán políticos provenientes de diferentes partidos políticos, entre ellos, los anti personalistas, los conservadores, los demócratas, los fascistas y demás fuerzas con poco apego a la democracia. Estos comenzarán a desarrollar acciones en todo el territorio nacional, donde el objetivo desestabilizador consiste en desprestigiar y solicitar públicamente la renuncia del Presidente Hipólito Yrigoyen. Esta atmósfera fascista, envalentonará al general José Félix Uriburu, quien desarrolla una tarea de convencimiento en el seno de las Fuerzas Armadas, con el fin de cristalizar su obra nefasta.

Conocidos anti radicales son convocados a participar de esta actividad golpista, donde podemos destacar a Álvaro Alsogaray, Pedro Ramírez, Agustín P. Justo. Cabe destacar, que en una singular determinación, se sumarán en pos de poner fin a la democracia en la Argentina, los estudiantes nucleados en la FUBA y algunos Decanos de la época.

El día elegido fue el 6 de septiembre de 1930. En este sentido, Hipólito Yrigoyen es detenido y conducido al Regimiento 7 de Infantería de la ciudad de La Plata, mientras un grupo de fascistas se dirigen a su casa particular de la calle Brasil, para tomarla por asalto y destruida.

La restauración conservadora está en marcha, la oligarquía, los personeros del fraude y de la Stándar Oíl, como así también, los anticomunistas, se encuentran nuevamente en el poder. Este accionar golpista sé convertirá una lamentable práctica, durante todo el siglo XX, en perjuicio del desarrollo de una democracia estable en nuestro país.

Este año se cumplen 83 años de este lamentable episodio, que sólo ha servido para que grupos vinculados al poder económico, los intereses extranjeros y de ideas totalitarias se beneficien.

Cabe destacar que estas aventuras contra las instituciones democráticas, las han realizado siempre en nombre del orden y de la salvaguarda de los valores de la Nación, mientras la realidad nos indica que las realizaron, en beneficio de una minoría intolerante y de sus propios intereses económicos.

Prof. César Arrondo

Foro Nacional de Historiadores de la UCR
Cátedra Libre Hipólito Yrigoyen de la UNLP


fuente: http://www.ariel-garcia.com.ar/u-c-r/6-setiembre-1930-el-presidente-hipolito-yrigoyen-es-derrocado-por-un-golpe-civico-militar/attachment/6-setiembre-1930-el-presidente-hipolito-yrigoyen-es-derrocado-por-un-golpe-civico-militar-ariel-garcia-ucr-tucuman/