domingo, 30 de noviembre de 2014

CARTA ABIERTA EN RESPUESTA A EDUARDO GALEANO




CARTA ABIERTA EN RESPUESTA A EDUARDO GALEANO


Recibimos y publicamos por considerar que es un interesante aporte al tema:

Señor ex-compañero Eduardo Galeano:
Y digo ex-compañero porque yo jamás me desvié de la línea política y de conducta de quienes luchamos para lograr la existencia del Frente Amplio.

Lamentablemente llegó a mis manos un artículo escrito y firmado por Ud., que me obliga a perder tiempo pero quiero manifestar mi opinión (a veces concordando y a veces discrepando), de cada palabrita que figura en dicho artículo.

Comienzo con el título: “Ya poca Palestina queda”. Totalmente de acuerdo. La Palestina, hogar indiscutido del pueblo hebreo, judío o el nombre que Ud. le quiera dar, después de grandes invasiones de imperialismos diversos (griegos, romanos, otomanos), quedó en manos del imperialismo británico, que lo partió al medio y le regaló la mitad oriental al monarca hashemita, que actualmente lleva el nombre de Jordania, país inexistente en toda la historia hasta ese acto británico a principios del siglo XX.

La segunda tajada la logró las Naciones Unidas cuando en 1947 la partió en dos y le adjudicó una de las partes a la futura patria palestina, que hasta ese momento no existía ni patria ni pueblo palestino; eran árabes al igual que los que poblaban todas las zonas de alrededor. Los que a partir de ese momento pasaron de ser judíos a ser israelíes, aceptaron todo; quienes no aceptaron fueron los árabes musulmanes de sus alrededores, TODOS 
ELLOS DICTADURAS ASESINAS, e invadieron al naciente Estado de Israel.

Ese pequeño trozo denominado Gaza, quedó bajo el dominio involuntario de Israel, que cuando el muy inteligente gobernante egipcio Anuar El Sadat hizo las paces, Israel se lo quiso dar envuelto en papel celofán y con moñitas celestes y rosadas. Fué Sadat quien rotundamente dijo que no lo quería (para sus adentros agregó: “ni loco”).

Muchos años después, el “ultra-derechista” Ariel Sharon, desalojó a golpes de culata a todos los judíos que vivían en Gaza, unos 8.000, lo que prácticamente le costó el cargo y la vida. Israel nunca quiso a Gaza como parte de su “imperio” casi del tamaño de Tacuarembó.

Pero sí lo quisieron estos fanáticos extremistas del Hamas, que en primer término expulsaron y asesinaron a todos los que apoyaban a Mahmud Abbas, árabes musulmanes ellos, “INOCENTES VICTIMAS CIVILES” todos ellos.

Sigo con el título. Después de todo esto, es Israel la que está borrando del mapa a Palestina ??????. Acoto aquí que 1.200.000 árabes palestinos, musulmanes todos, además de árabes cristianos y drusos (derivados del Islam), viven en el “imperio sionista” o sea el nombre en boga del Estado de Israel. Esos ciudadanos viven con la libertad y tranquilidad que no gozan en NINGUNO de los países con gobierno musulmán. Me encuentro con enorme cantidad de estudiantes musulmanes (sobre todo musulmanas, que se distinguen más por el pañuelo sobre su cabeza), cada vez que voy a la Universidad de Tel Aviv. No me encuentro con los árabes diputados de la Knesset israelí, donde los árabes musulmanes (palestinos diría usted), tienen iguales derechos (y sueldo) que los diputados de otros partidos (judíos).

Dejo el título, es suficiente por hoy.

Comienza usted el texto diciendo “Desde 1948, los palestinos viven condenados a humillación perpetua”. ABSOLUTAMENTE DE ACUERDO SR. GALEANO. 

Condenados a humillación desde que los ejércitos (sus amigos) de los países musulmanes que rodean a Israel les exigieron que se vayan corriendo de sus lugares de vida, ya que 5 ejércitos comenzarían a ELIMINAR DEL MAPA a la reciencita declarada Israel, cosa que no lograron TODAVIA. Pero hete aquí Sr. Galeano, que quienes se fueron de allí viven como ratas en campamentos de refugiados en países de sus hermanos, donde ni siquiera les permiten ejercer la mayoría de sus oficios, y comen gracias a que las Naciones Unidas les tiran mendrugos. Ni siquiera les permiten estudiar, ni los aceptan como ciudadanos, porque de esta forma los usan como bandera en su propaganda contra el “imperialismo sionista”.

Qué diferencia con sus hermanos que viven en el Estado de Israel !!!!!!

También están en campamentos de refugiados en Gaza, donde se les permite ejercer el “derecho” a ser escudos humanos protectores del valiente Hamas, cuya cabeza vive muy bien en los Emiratos, no en Gaza.

La UNWRA, que como Ud. sabrá (sabrá ??) es el organismo de la UN para ayudar a estos palestinos, acaba de descubrir cantidad de misiles y otras armas escondidos (para que?????), en locales de la UN, escuelas y hospitales, no respetando los reglamentos internacionales.

El organismo internacional, supuestamente neutral, no tuvo mejor idea que devolver a los terroristas todo ese armamento. Ni por asomo destruir o confiscar !!!!!

Sigue Ud.: “no pueden ni respirar sin permiso”. Muy cierto, pero quién les debe dar permiso??: sin la más mínima duda: quienes fomentan y solventan el terrorismo, hoy Qatar, Irán con su celestial criatura Hezbollah.

El ex-mandatario israelí Sharon les dejó cantidad de instalaciones, maquinaria y otros enseres en plena producción, donde diariamente trabajaban miles de palestinos de Gaza, y de allí surgían riquezas para ese territorio. Qué hizo Hamas con eso ?. Simplemente destrozó todo y utilizó los lugares para establecer puntos de lanzamiento de misiles contra Israel.

Siempre hablamos de esos misiles que ustedes, los iluminados, llaman artesanales, casi inofensivos fuegos de artificio. Lo de artesanales será por los dibujitos que los adornan, donde en idioma árabe escriben pidiendo a Alá que mate la mayor cantidad de judíos posible. Y lo de inofensivos será porque llegaron (hasta ahora) solamente a 150 kilómetros de distancia dentro de Israel. Puede ser también que sean “inofensivos” porque el Satanás israelí tuvo la suficiente inteligencia para derribarlos antes de su destino, aunque los trozos que caen ya mataron a varios, incluyendo beduínos (musulmanes nómadas que viven en Israel), e hirieron a muchos más, como al comandante druso (rama árabe salida de las conocidas ramas islámicas chií y suní) que en la gran democracia israelí, ejerce actualmente la comandancia del grupo de elite más famoso del ejército.

Sigue Ud.: “Han perdido su patria, sus tierras, su agua, su libertad, su todo”. MUY CIERTAS SUS PALABRAS, SR. GALEANO !!!!!

Han perdido una patria que jamás existió en toda la historia, y que cuando las Naciones Unidas se las quiso dar, ellos se negaron a aceptarla.

Han perdido sus tierras; como le escribí antes, perdieron quienes hicieron caso a los gobiernos de Egipto, Jordania, Siria, Líbano, y se escaparon. Quienes se quedaron en sus casas progresaron mucho gracias a la fuerte democracia y libertad que les da el “enemigo sionista”.

Han perdido su agua !!. No entiendo de qué agua me habla usted, cuando en plena guerra, o sea hoy mismo, es Israel quienes les da toda el agua potable y la electricidad que ellos consumen sin pagar un céntimo, siendo realidad que si se les cortara el consumo eléctrico el Hamas no podría seguir tirando misiles; Israel no lo hace para no perjudicar a la desgraciada población civil, víctima de estos sanguinarios.

Perdieron su libertad. Por favor mencione usted UN SOLO PAIS MUSULMAN donde la libertad existe y es un derecho. Dígame Ud. si en el Corán, así como lo interpretan los fanáticos, la Sharía es una ley que acepta la libertad, la igualdad y otros derechos “inventados” por la “decadente civilización occidental”.

Perdieron su “todo”. Muy cierto, Sr. Galeano; perdieron el amor a la vida, el derecho a vivir, el derecho a ser tratados como seres humanos. Pero lo perdieron en manos del terrorismo islámico, del fanatismo que manda bombas humanas con la promesa de un paraíso inexistente, y muchos de nuestros valores occidentales (y cristianos según algunos), ya los habían perdido hace más de 1.000 años, cuando Mahoma con el Coran bajo el brazo comenzó a imponer sus ideas.

Termino esta carta con la conocida y repetida frase de la Sra. Golda Meir, fallecida Primer Ministro de Israel: nuestras guerras terminarán cuando las madres palestinas quieran más a sus propios hijos que lo que odian a los nuestros.

Si Ud. Sr. Galeano tiene el coraje y los argumentos valederos para refutarme mis dichos, seguiré analizando ese largo artículo que Ud. escribió, tal vez en un momento de delirium tremens, como le llaman en Medicina.

Mauricio Aliskevicius
Rehovot – Israel
Uruguayo, Judío laico, Israelí – todo con igual orgullo
Posted on 21 Julio 2014 by Raul
 FUENTE: http://www.bppcolor.info/?p=9547